HasieraDeitu gaitzazu
94 400 28 00
Kontaktua eues

Garcinuño en Radio Popular “Las huelgas ya no se convocan como último recurso, sino como primero, e incluso, antes de empezar a negociar”

“Las huelgas ya no se convocan como último recurso, sino como primero, e incluso, como ha ocurrido en el Metal de Bizkaia, antes de empezar a negociar”

Garcinuño cree que las huelgas “ya no se convocan como último recurso” y son una herramienta que se está “prostituyendo”

El presidente de la Confederación Empresarial de Bizkaia (Cebek), Iñaki Garcinuño, ha asegurado que resulta “asombroso” por parte de los sindicatos que han convocado huelga en locales y centros deportivos de Bizkaia el rechazo a la propuesta de la patronal vizcaína cuando  “en todo hay una propuesta de incremento”.

En su opinión, las huelgas “ya no se convocan como último recurso” y se han convertido en una herramienta que se está “prostituyendo” porque se utilizan para “fines para los que no se han creado”.

En una entrevista en Herri Irratia-Radio Popular, el dirigente de la patronal vizcaína ha asegurado, ante las advertencias de ELA y LAB de un otoño “caliente” que la “conflictividad laboral, para ellos, forma parte de su ADN”.

“Todos estamos viendo cómo su estrategia de fondo no es la de acordar, no es la de buscar el mejor acuerdo para sus trabajadores, sino que pasa por la lucha como concepto bolchevique o revolucionario en una sociedad acomodada, como es la nuestra”, ha señalado.

En su opinión, “a pesar de ello, todavía hay gente que está tratando de volver 100 años atrás, a otro siglo”. Según Garcinuño, para conceptos como “lucha y huelga”, que son derechos, “su uso se está prostituyendo”.

“Porque las huelgas ya no se convocan como último recurso, sino como primero, e incluso, como ha ocurrido en el Metal de Bizkaia, antes de empezar a negociar”, ha lamentado.

También ha apuntado que las huelgas “no se convocan para un día” sino que se hacen planes de huelgas de 16 días, “y se colocan cuando más daños hacen, como en el aeropuerto o en Educación cuando hay examen”.

“Llega un momento en que esa herramienta de presión realmente se usa para unos fines para los que no está creada, independientemente de que creo que es un derecho reconocido. Hace falta usarlo con cabeza y para buscar un elemento de presión que dé lugar a una negociación”, ha señalado.

A su juicio, si los sindicatos no quieren negociar “de antemano”, la huelga convocada durante 8 o 16 días “lo que pretende es una cuestión política o quizás de marketing, a la búsqueda de una nueva afiliación”.

SUBIDAS EXTRA

Garcinuño ha asegurado que, en la actualidad, la patronal vizcaína “está acordado y proponiendo” subidas salariales vinculadas al IPC “con un incremento extra por encima, como es el caso de Polideportivos”.

A su juicio, “es asombroso cómo hoy en día se puede rechazar una propuesta” como la realizada por Cebek para el personal de locales y centros deportivos, “con subidas de IPC más 0,5%, del IPC más 1 punto en los dos próximos años, una rebaja de 25 horas en dos años y unas subidas importantes cuando se trabaja 25 de diciembre, 1 de enero, domingos y festivos y de nocturnidad”. “En todo hay una propuesta de incremento”, ha apuntado.

“A pesar de ello, seguimos sin esa voluntad clara de querer llegar a un acuerdo, porque en el fondo, la estrategia es otra, es distinta”, ha señalado Iñaki Garcinuño.

En lo relativo a la huelga en enseñanza concertada, el presidente de Cebek cree que, son sectores “vinculados a lo público” en los que “los sindicatos encuentran un filón porque creen que es más fácil doblegar y convencer a la otra parte para que asuma sus principios”. “Siempre que está lo público por medio, la tentación de un acuerdo fácil es más rápida”, ha concluido.

 

Menu